Juegos. Explorar los límites de los jóvenes adultos

Juegos está basada en una obra prohibida de Roma Mathieu quien encontró un lugar  dentro del teatro argentino. La dirección está a cargo de Ariel del Mastro; la adaptación, dirección de Aactores y puesta en escena de Marcelo Caballero; música original de Juan Pablo Schapira; coreografías de Rosario Asencio; asistencia de dirección de Macarena Del Maestro y dirección vocal de Katie Viqueira.

 

Un grupo de adolescentes condiscípulos expresan a través de rituales lúdicos sus deseos e ideas más ocultos y ¿por qué no? oscuros.

La atmósfera se acondiciona con música rock y lejos de la mirada adulta para que podamos ver que contiene el espíritu de una nueva generación.

El reparto está compuesto de jóvenes estrellas (estrellas, a secas) cuenta con Agustina Cabo, Nicolás Cucaro, Thomas Lepera, Alan Madanes, Maia Reficco y Julia Tozzi, Tomás Kirzner y Carolina Kopelioff.

“Creo que es un momento de la vida muy hermoso, pero muy duro a la vez, donde uno atraviesa muchos cambios en todos los sentidos. Físicos, emocionales, vinculares. Y uno se empieza a conocer un poco más, también surgen las preguntas, las  preguntas en cuanto a tu entorno familiar por ejemplo que jamás uno se había preguntado, que uno las daba por estipuladas”, reflexiona Caro Kopelioff sobre la adolescencia, esa etapa de crisis y autodescubrimiento que termina definiendo quienes somos y qué futuro podemos construir como individuos.

El cuestionamiento de lo que nos parecía normal y obligado llevará a los personajes, como  a lleva a tantas personas, a encontrar nuevas formas de relacionarse y expresarse.

Sobre el hecho de jugar, Carolina también opina: “Claro que seguimos jugando, siempre seguimos jugando, creo que hay personas que se lo permiten más que otras pero siempre que vamos o qué hacemos alguna actividad hay reglas de juego”, recordándonos así que la imaginación y lo lúdico serán parte nuestra en todas las edades.

Debido al contexto extraordinario la obra toma el formato streaming a través de All Arena. Luego de la función, el elenco realizará un “meet & greet virtual” con los primeros 100 espectadores que obtengan su entrada por la plataforma y los siguientes 1000 tendrán acceso al backstage del espectáculo.

El teatro se ve afectado y busca sobrevivir a una epidemia que lo paraliza cuando más lo necesitamos ya que es con ayuda del arte que nos será más fácil pasar por tiempos duros.

Y sobre esto Kopelioff reflexiona: “El arte es vital y fundamental siempre. Y en esta situación que el mundo pasó, que todos pasamos el arte nos salvó, todos escuchamos música, vimos series , vimos conciertos, vimos películas y detrás de todos esos proyectos hay miles de personas trabajando y haciendo que todo eso sea posible. Ojalá después de esto que vivimos sea mas valorizado y menos precarizado.”

No Comments Yet

Comments are closed

Suscribite

* indicates required
/ ( dd / mm )