::BRúJULA
06/12/2018

La Cuisine Des Chefs. El "savoir - faire" francés que encanta a los porteños.

Nada más parisino que el aroma a baguette recién horneada por la mañana. Nada mas parisino que L’épi Boulangerie de Bruno y Olivier.

La Cuisine Des Chefs

La Cuisine Des Chefs

Es un privilegio para los porteños amantes de la cultura francesa tener una ciudad con tanta influencia de ella y, si bien no deja nunca de ser una ciudad furiosa, por momentos Buenos Aires se disfraza de París para nuestro deleite.

Esta vez en el marco de La Cuisine Des Chefs, una semana de clases de cocina con los chefs franceses en Argentina, bajo la organización de la Embajada de Francia, L’institute français, Lucullus y Dialogo franco-argentino, llegamos a un icono en nuestra ciudad L’épi Boulangerie.

Una panadería que invita no solo a viajar en el espacio, hacia las callecitas parisinas, sino también en el tiempo. Su fachada antigua, el edificio de más de 100 años y, por su puesto, la estrella, el horno de ladrillo de 64 metros cuadrados, distinguido en 2008 como Patrimonio Cultural e Histórico de la Ciudad, construido en 1911.

En medio de un clima íntimo y confortable, la leña encendida y materiales orgánicos de productores especializados, Bruno y Olivier comienzan entre bromas a contar a sus alumnos el menú que van a preparar.

Sándwich de verduras asadas y queso de cabra, tarta de tomate cherry confitadas y queso brie, baguettes tradicionales sobre fermentación natural y tarta chiboust con frutos rojos.

“La vocación es tener por oficio su pasión”, con esta frase de Stendhal define Beatriz Chomnalez (directora de Lucullus) el trabajo de Bruno y Olivier, estos panaderos artesanos que aterrizaron en Buenos Aires hace más de 20 años para revolucionar nuestros hábitos y nuestra relación con lo que comemos.

Con receta en mano se prepara la gran mesada de madera para la degustación. Y si hablamos de degustación hablamos de maridaje.

La semana completa de La cuisine des chefs estuvo acompañada por la tradicional y prestigiosa bodega Luigi Bosca de origen vasco que data en Europa del SXVIII y que desarrolla todo su conocimiento en nuestra provincia de Mendoza desde 1901.

 

Sándwich de verduras asadas y queso de cabra acompañado del clásico Malbec D.O.C de la bodega, tarta de tomate cherry confitadas y queso brie, baguettes tradicionales sobre fermentación natural  acompañadas del emblemático Chardonnay y para terminar con el espumante Brut acompañando la tarta chiboust con frutos rojos.

Olivier nos contó, entre bocado y bocado, que armaron el menú en base a la bodega que los acompañaría. “Es tradicional e indispensable para nosotros incluir una receta de panes, somos panaderos es nuestro métier”, destacó.

Además, no pudo dejar de mencionar cuánto disfrutan estas clases, el trato con la gente, abrir las puertas de su casa, L’épi Boulangerie, para compartir la pasión con todos aquellos porteños que un domingo temprano en la mañana estaban listos para recibir ese “savoir-faire” francés que tanto nos gusta.

.Búsqueda